Portal Político

Todos reprobados

Martha González

La Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) realizada por INEGI revela que el nivel de percepción de inseguridad de los ciudadanos aumentó en este año en relación con el pasado.

Hoy en día, 73.9 por ciento de la población de 18 años y más, considera que vivir en su ciudad es inseguro.

Pero eso no es lo peor, sino que además, 27 por ciento considera que la inseguridad crecerá.

Mientras tanto, las cifras de incidencia delictiva crece, en particular el homicidio.

A pesar de que el presidente Andrés Manuel López Obrador asegura que tiene otras cifras, este año alcanzamos cifras históricas de violencia en materia de homicidios.

Lo cierto es que al presidente le va muy bien en las encuestas en cuanto a popularidad, pero en todo lo demás no tanto.

Para la gente, la inseguridad es aún el problema más grave de México y no creen que pronto vaya a mejorar.

En cuanto al Estado de México, la cosa sigue grave en Ecatepec, Naucalpan y Toluca, donde empeoró la percepción.

Desde luego, es apenas la mitad del año, todavía no está la Guardia Nacional en acción y hay que esperar a que la estrategia del presidente López Obrador de sus primeros frutos, pero por ahora hay bastante presión para todos.

Las autoridades municipales necesitan encontrar los mecanismos para mejorar las condiciones de seguridad en todo el Estado de México, ya que decidieron que no seguirían en el esquema de Mando Único con el gobierno estatal, deben asumir la responsabilidad, aunque eso no libera de forma alguna a la administración de Alfredo del Mazo.

En esta calificación negativa van todos juntos, todas las autoridades, de los tres niveles de gobierno, están descalificadas por los ciudadanos y les toca a todos dar la cara, pero sobre todo, dar respuesta.

Fantasías turísticas

La secretaria de Turismo, Aurora González Ledezma, dice que tiene perspectivas de crecimiento del sector, con un millón de visitantes más este año.

Sin embargo, los empresarios relacionados con el sector han señalado que el panorama no es nada alentador.

Por una parte, los hoteleros dicen que en esta temporada vacacional, que suele ser la más fuerte del año, las reservaciones mostraron una baja de entre e 15 y el 20 por ciento, mientras que los transportistas de la Terminal de autobuses de Toluca aseguraron que no prepararían corridas especiales porque no esperan aumento en la demanda. Los bares y restaurantes están en la misma tónica. Todos los empresarios relacionados con el tema dicen que la gente no está gastando y esa es la razón de la baja expectativa.

Aún así, la secretaria de Turismo decide que crecerá el número de visitas y la pernocta pasará de día y medio a dos días por turista.

Tal vez ella tienen “otras cifras” o hay algún plan maestro en ciernes del que no nos han hablado. Si es así, ojalá compartan con el resto esa información. De lo contrario, es mejor ser realistas y trabajar con lo que hay y no con lo que nos gustaría que hubiera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *