Alertan por robo de baterías de auto

El hecho de que los establecimientos cuenten con cámaras de video vigilancia coadyuva para al menos identificar a las personas.

Karina Villanueva

El presidente de la Asociación de Bares y Restaurantes (Asbar) en el Estado de México, Patricio González Suárez, alertó que, de unos meses a la fecha ha aumentado el robo de autopartes en diversas colonias del territorio mexiquense, cuyo modus operandi es a través de “cristalazos”, teniendo como objetivo el robo de baterías.

“Es un fenómeno que se está dando mucho y no entendemos porque, ya que una batería usada se puede vender en 100 o 200 pesos y se las están robando; hasta el momento no se ha detectado alguna distribuidora que las esté vendiendo, realmente es un fenómeno que está pasando mucho y no se sabe por qué”.

Características del delito

En entrevista explicó que por las características del delito es difícil detener a los delincuentes, ya que dijo, actúan de forma rápida. Precisó que dichos ilícitos se registran por lo general en Metepec, Toluca, Naucalpan, y en aquellos municipios donde hay mayor actividad económica.

Señaló que el hecho de que los establecimientos cuenten con cámaras de video vigilancia al interior y exterior, coadyuva para al menos identificar a las personas que cometen los atracos, así como el número de placas de los vehículos en los que se trasladan.

Aún con valet parking

Refirió que, ha habido casos en los que los clientes dejan su automóvil en el valet parking del establecimiento y han sido víctimas de cristalazos, en este sentido dijo que es responsabilidad del lugar resarcir el daño, toda vez que están bajo su resguardo.

“Las empresas formales de valet parking tienen que contar con un seguro por cualquier cosa que le llegue a pasar al vehículo, si el comensal no deja el auto en el valet parking por no pagar los 30 o 40 pesos, lo deja en la calle y lo cristalean, eso ya es su responsabilidad”.

Destacó que los empresarios del sector mantienen coordinación con la policía municipal y estatal, a fin de cerrar filas en materia de prevención y protección. En este sentido afirmó que ha habido una disminución en la comisión de delitos de alto impacto.

Intentos de extorsión

González Suárez abundó que otro de los fenómenos constantes son los intentos de extorsión, aunque precisó que quienes llegan a ser víctima de este delito son aquellos empresarios que no cuentan con las herramientas de prevención, tales como los chats y grupos de WhatsApp con las autoridades, y por consecuencia pueden caer en esos actos fácilmente.

Explicó que, dichas llamadas no provienen de bandas del crimen organizado, sino de personas que aprovechan la oportunidad para delinquir.

“Llegan en un coche o en una moto, cristalean en menos de 30 segundos, se roban la batería y se van; es prácticamente imposible detenerlos, solamente dándole un seguimiento muy puntual, es un delito que se está dando muy recurrente y ha sido difícil de combatir”: Patricio González Suárez, Presidente de Asbar.

Foto: fiscalespenalesalta.gob.at

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *