Portal Político

Guardia Nacional en marcha

Martha González

El presidente Andrés Manuel López Obrador encabezó ayer por fin la ceremonia en la que dio el “banderazo de salida” a la Guardia Nacional.

El cuerpo de seguridad que es el eje central de la estrategia de seguridad del presidente arranca labores con mil elementos en 150 regiones, en una primera etapa, mismas que aumentarán después a 266 en el país, incluida la Ciudad de México.

El problema es que él vociferó durante años contra la militarización de la seguridad pública en el país y comprometió que lo haría diferente, cosa que ahora se le revierte.

Pero, además, está la reticencia de la oposición e incluso de su propia gente contra la formación de un cuerpo policial militarizado, que es tanto como oficializar la política de seguridad de administraciones anteriores.

Así las cosas, y luego de que los legisladores de oposición fallaron en frenar esta iniciativa, no queda más que desearle suerte en la casi impensable tarea de pacificar al país.

El gobierno federal había ya enviado efectivos militares para el refuerzo de seguridad en municipios, sin que hubiera reglamentación que lo sustentara ni le diera orden a estas medidas, cosa que podía fácilmente salirse de control. Ahora veremos como se acopla la estrategia completa, ya con la Guardia Civil oficialmente en funciones.

Los federales no están para nada contentos, pero se han sumado a las filas de esta nueva corporación porque no tenían más remedio. Es seguro que no va a ser fácil que cooperen.
Mientras, la inseguridad crece y ahora toca al Secretario de Seguridad dsr resultados al tiempo de controlar este “frankestein”.

Al mismo tiempo, necesita el gobierno federal sumar la voluntad y el verdadero trabajo coordinado de las policías estatales y de las corporaciones municipales.

Otra gran reto, después de que se han dedicado desde la presidencia a llamarlos ineptos y corruptos.

Ya se verá cómo avanza esta historia, pero es preocupante, porque aunque al presidente no le parezca de esta firma, la inseguridad es prioridad, al menos para millones de mexicanos que viven con miedo. Los cárteles crecen sembrando el terror y consumen territorios sin que nadie los detenga.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *