Portal Político

Tenencia amenaza con volver

Martha González Aguilera 

Parece que al presidente López Obrador finalmente no le va a alcanzar para cumplir con todos sus planes y promesas con lo que se ahorra al evitar la corrupción. Es más, los recursos que recortó de los gastos del gobierno federal –y de los estados, dicho sea de paso- con aquello del programa de austeridad, tampoco parece ser suficiente.

No entendemos muy claramente cómo es que las finanzas van, porque no ha terminado por explicar –ni él ni nadie- dónde quedaron los recursos que salieron del recorte presupuestal pero lo que si sabemos es que le hacen falta recursos, porque ayer sus funcionarios de hacienda propusieron aumentar la recaudación por dos vías: recuperar el pago de Tenencia en todo el país y generalizar el cobro de predial.

Para empezar, hay que decir que esos son impuestos estatales y municipales, lo que significa que va a mandar a otros a cobrar para subsanar los hoyos que él le hizo al presupuesto y que ha dejado a todos los demás niveles de gobierno con graves problemas para enfrentar sus responsabilidades.

En el Estado de México, por ejemplo, hubo una batalla campal para que los legisladores no sacaran del presupuesto estatal los recursos provenientes de la tenencia de autos, que pretendían cancelar precisamente los de la bancada de Morena.

Aquí, ese impuesto ya solo lo pagan los dueños de autos con alto valor, mientras el resto pagará a partir de este año un refrendo.

Los legisladores de ese grupo parlamentario insistían en que era necesario desaparecer por completo ese impuesto porque atentaba contra el bolsillo de los mexiquenses pero al final entendieron que no sólo se dañarían con esa decisión los ingresos del gobierno mexiquense, en tiempos de recorte federal, sino que además la percepción de participaciones federales disminuirían.

Ahora, desde Hacienda el mensaje es otro y, aunque apenas fue una propuesta, hay que poner las barbas a remojar porque ya está visto que así empiezan los desastres en el nuevo gobierno de México, con una idea que parece descabellada y al aire.

Lo peor es que, sin recursos que le permitan a los gobiernos estatales y los personajes políticos locales hacerle contrapeso al presidente, esta “propuesta” de Hacienda los pondría además a pelear con sus gobernados, de manera que las elecciones intermedias le quedarán muy a modo a Morena, con un presidente híper poderoso emanado de su partido que volvería a arrasar en las urnas, pero con otros rostros desconocidos cobijados bajo el manto morenista

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *