Pruebas para detectar COVID-19, algunas certeras y otras no tanto

Toluca

Las llamadas pruebas rápidas, no tienen las características necesarias para dar un resultado certero.

Laura Velásquez

La detección y seguimiento de pacientes con COVID- 19 se hace a través de la aplicación de pruebas, existen distintos tipos pero no todas tienen el mismo objetivo y otras, no cuentan con las características necesarias para ofrecer un resultado certero, indicó, Norma Hernández, especialista en Infectología.

Hernández refirió que es muy importante tomar en cuenta que existen organismos nacionales como la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) y el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE) que trabajan de manera exhaustiva para garantizar que la calidad de las pruebas que lleguen a México sea la adecuada para que los médicos puedan hacer diagnósticos certeros y dar el tratamiento apropiado a los pacientes.

“Todavía hay muchas dudas acerca de las pruebas en el mercado, sin embargo, debemos verificar su origen, que estén validadas por COFEPRIS y hacer caso solo a lo que los expertos indican. La OMS recomienda el uso de pruebas moleculares (RT-PCR) porque sus resultados aseguran que la intervención médica sea oportuna y adecuada”, dijo.

Resultado no es certero

Explicó que es muy importante mencionar que aquellas pruebas que el paciente puede hacerse solo, como las llamadas pruebas rápidas que se realizan a través de la toma de una gota de sangre, no tienen las características necesarias, ni la sensibilidad apropiada para dar un resultado certero, pueden llevar a falsos negativos y que la gente crea que no tiene la enfermedad cuando en realidad, sí la tiene.

Por su parte, en el caso de la PCR, señaló que la muestra se obtiene de un hisopado nasofaríngeo, esta es la mejor opción porque hay estudios que indican que la de saliva, aún no es confiable. En esta prueba se detecta el material genético del virus para mostrar su presencia en el paciente. Los resultados se obtienen en unos días. Son muy precisas y no deben repetirse ya que su sensibilidad está por encima del 95 por ciento.

En tanto, la prueba para la detección de antígeno arroja resultados en menos de una hora y va dirigida a detectar una parte de la superficie del virus. Los casos positivos suelen ser certeros pero, a diferencia de la anterior, los negativos no son tan seguros; por lo que ante la sospecha de que una persona tenga COVID-19 se deberá realizar una PCR, refirió.

Por otro lado, están las pruebas que detectan anticuerpos esto como respuesta a un virus, en este caso, el SARS-CoV-2. Éstas, explicó que deberán utilizarse como un complemento para hacer diagnóstico agudo del COVID-19 en aquellos pacientes que tengan síntomas claros y cuya prueba PCR fue negativa, cuando hayan pasado mínimo de 10- 14 días del inicio de los síntomas.

Refirió que, en caso de que el desarrollo y aplicación de la vacuna sean exitosos, este tipo de pruebas son de mucha utilidad para realizar un seguimiento puntual del desarrollo de anticuerpos en los pacientes a los que haya sido aplicada.

Métodos de diagnóstico

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud existen, por ahora, tres métodos de diagnóstico para el COVID-19: las pruebas de PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa), las pruebas para detección de anticuerpos y las pruebas para detección de antígeno; su aplicación debe hacerse a través del personal de salud capacitado para determinar su mejor uso.

Foto: Pruebas para detectar COVID- 19 (BBC.COM) / Deben garantizar que la calidad de las pruebas sea la adecuada para dar diagnósticos certeros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *