Se mantienen a la baja hospitalizaciones por COVID-19 en EdoMéx

Toluca

Prevén autoridades que permanecerá la entidad en Semáforo Naranja dos semanas más, aunque hay riesgo de volver a Rojo si eso ocurre en la Cdmx.

Laura Velásquez

En el Estado de México el porcentaje de hospitalización se ha mantenido con una ligera tendencia a la baja, por lo que esta semana cerrará entre el 43 y 45 por ciento en términos globales. A su vez, ha disminuido la ocupación de camas con ventilador que se ubica entre el 41 y 42 por ciento mientras que, las camas de hospitalización para enfermos no graves se encuentran entre el 45 y 46 por ciento, así lo informó el Subdirector de Epidemiología del Instituto de Salud de la entidad (ISEM), Víctor Durán Mendieta.

El especialista, afirmó que, todos los días por la mañana se presenta el porcentaje de ocupación hospitalaria que reporta cada una de las instituciones que integran el sector salud en el Estado de México, por lo tanto, son los indicadores más actualizados.

Pese a que la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, informó que hace unos días hubo un repunte de camas ocupadas en Ciudad de México, indicó que en el Estado de México esto corre mucho riesgo, porque hay tres caminos: mantenerse en color naranja por dos semanas más para mejorar la tendencia de hospitalización, en la reducción de casos y defunciones; mantenerse en color naranja por un tiempo más prolongado o migrar a color amarillo o “la que nadie quiere”, retornar al color rojo del semáforo sobre todo derivado de lo que ocurra en la Zona Metropolitana, dijo.

Disminuyen defunciones

No obstante, confirmó que, así como en el Estado de México han disminuido los casos confirmados a COVID, también lo han sido las defunciones. No obstante, reconoció que lo que se reporta a diario, no significa que hayan sido pérdidas humanas en las últimas 24 horas. Más bien, explicó que tanto las defunciones como los casos se reportan una vez que obtienen la evidencia a través de la prueba de laboratorio que es un caso positivo o fallecimiento que eventualmente era positiva a COVID.

“Nosotros las defunciones que vamos reportando, la gran mayoría corresponde a la última semana. La persona que lamentablemente perdió la vida, la muestra puede tardar un promedio de 3, 4 días o hasta una semana en promedio, por eso, hasta que no tengamos la evidencia de que fue positivo por laboratorio no podemos decir que fue una defunción asociada a COVID y es lo mismo con los casos”, destacó.

Autonomía municipal

En cuanto a las medidas que los ediles aplican en sus municipios, Durán Mendieta precisó que tanto la Secretaría de Salud como la Secretaría General de Gobierno de la entidad, mantienen comunicación y coordinación permanente con los 125 ayuntamientos para establecer políticas y lineamientos para combatir la pandemia, sin embargo, las administraciones municipales son autónomas y pueden tomar sus propias decisiones, por lo que las dependencias se limitan a recomendar acciones en salud pública pero cada alcalde es libre de tomarlas en cuenta o hacerlas más estrictas.

Sin embargo, reconoció que, las medidas adoptadas en la entidad se han dado resultados, tanto que, de dos semanas hacia atrás, se encontraba por arriba del 53 por ciento en ocupación hospitalaria mientras que en el pico más alto de la pandemia se alcanzó el 78 por ciento.

Indispensable cuidarse

Reiteró que, la clave es continuar y reforzar los cuidados de sana distancia, higiene de manos, uso de gel antibacterial, sana distancia, uso correcto de cubrebocas y no tocarse el rostro para evitar contaminarse, esto con el objetivo de avanzar en el semáforo epidemiológico o mantenerse por lo menos dos semanas más en semáforo naranja y continuar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *